[Análisis] The Sinking City (Switch)

0 Flares 0 Flares ×

La locura es algo incontrolable que afecta a cientos de personas en nuestro día a día y que por desgracia, es una enfermedad muy real. Sin embargo, en la literatura y la ficción ha habido cientos de autores que han preferido aprovechar esta dolencia para crear su propio universo y explicar los motivos (ficticios) de por qué ocurre esto. El autor que más ha destacado en esto y que ha tenido un mayor legado, es sin lugar a dudas H.P. Lovecraft, pues con obras tales como En las Montañas de la Locura consiguió crear un multiverso terrorífico plagado de criaturas míticas y dioses antiguos. Y siguiendo su ejemplo aparece ahora el estudio Frogware, encargados de la famosa saga de aventuras Sherlock Holmes quienes buscan ahora ofrecer una experiencia de terror y misterio ambientada en el tétrico y cósmico universo por el autor antes citado. El juego ya salió a la venta hace tiempo para PS4, Xbox One y PC, pero no es si no hasta ahora que The Sinking City llega a Nintendo Switch. ¿Se trata de un buen port, o ha sido adaptado de mala manera a la consola de Nintendo? Comprobémoslo.

Comenzando por la trama, esta inicia con la llegada del detective Charles Reed a la ciudad de Oakmont (Massachussets) para investigar una serie de casos de histeria y, al mismo tiempo, intentar comprender el porqué de sus extrañas pesadillas y visiones, todo acaecido tras una extraña inundación. Nada más llegar al puerto y bajarse del barco, este ex-buzo de la marina se verá envuelto en una red de misterios, sectas y asesinatos que tienen un punto en común: la locura. La trama del título es uno de los puntos más interesantes del título, siendo sin duda de los más cuidados ya que se trata de un guión interesante y detallado, con una gran cantidad de giros de guión, misterios y personajes interesantes. De hecho, diría que a pesar de que no he encontrado ningún personaje que destaque, lo cierto es que en general la mayoría de secundarios están muy bien escritos, aportando un mayor interés a su trama. La historia atrapa y es muy entretenida, siendo el punto más fuerte del título, además de que consigue adaptar el espíritu de las obras de Lovecraft.

Otro de los puntos fuertes es su ambientación, la Oakmont de la década de los 20. Inundada y azotada por plagas de criaturas extrañas, la decadencia de Oakmont se puede comprobar en cualquiera de los puntos de la ciudad. Desde sus puertos hasta sus zonas más «seguras», siempre encontraremos gente deambulando, como perdida o atrapada en su propia locura, además de encontrar coches ardiendo o edificios destruidos. La sensación de estar en un pueblo atrapado en una pesadilla es real, y aporta un toque muy de survival horror que le sienta de lujo, aunque eso conlleve un muy importante error que comentaré en breve.

Siguiendo con la jugabilidad del título, se podría clasificar dentro de un género único, o por lo menos muy pocas veces visto, el sandbox de horror. Y es que contaremos con una gran ciudad para explorarla libremente desde el primer minuto, en la cual tendremos que buscar pistas, pruebas y demás elementos que nos permitan avanzar en la historia. Encuentro aquí dos de los mayores problemas del título, pues la ciudad está totalmente vacía, no hay nada que hacer entre viaje y viaje, y salvo en puntos concretos no se le indica al jugador a donde tiene que ir o qué tiene que hacer. Entiendo que esto se hace para aportar un mayor nivel de inmersión, para sentirse como un detective de verdad, pero siento que se debería hacer aportado algo más de contenido dentro de la ciudad y algo más de ayuda a la hora de avanzar en el título. Con esto no quiero decir que se tenga que acompañar al jugador de la mano, diciéndole por donde debe ir, pero sí que es cierto que se debería haber pulido un poco la forma en la que el título guía al jugador.

En cuanto al control del protagonista, Charles Reed, este es algo más tosco que en otros títulos del estilo, pues el giro del personaje puede dar algún problema y existe cierto delay a la hora de atacar o realizar algunas acciones, como al atacar o al lootear ciertos elementos del escenario. Por lo demás, el esquema de control es intuitivo y no cuenta con ningún otro problema destacable. El apuntado está bien, y el movimiento aunque no tenga las mejores animaciones no está mal del todo. No cuenta con ninguna característica especial o única de la versión de Switch, pero por lo menos a nivel de control no está mal adaptado. Por último, cabe mencionar que el sistema de recolección de pistas no está todo lo bien planteado que debería, pues no está nada bien explicado y no resulta nada simple.

El apartado gráfico conforma uno de los puntos más flojos del título. Si bien es normal que la calidad gráfica del título ha empeorado con respecto al resto de versiones, esto no excusa las caídas de FPS o el constante popping, además de lo poco detallados que están los modelos de los personajes. Y esto último es una verdadera pena, pues el título cuenta con una buena cantidad de diseños interesantes y únicos, que aportan al título cierta identidad. En cuanto al diseño de la ciudad, como antes mencioné este está realmente trabajado, pues da la sensación de decadencia y terror que el título busca dar, además de que cuenta con un buen uso de colores fríos, pero siguen faltando elementos pues se siente bastante vacía.

Por último, el apartado sonoro no está nada mal, destacando los sonidos ambientales y las voces de los personajes, no habiendo ningún actor de voz que destaque para mal. La banda sonora, aunque poco memorable, consigue mezclarse de buena manera en la trama, aportando una mayor inmersión y sensacion de misterio. Por tanto, a nivel de sonido el título no termina de destacar pero tampoco sufre.

 

Conclusión

En resumen, The Sinking City se trata de un interesante título que, por desgracia, no termina de arrancar al intentar ofrecer una propuesta única. A pesar de que la trama es interesante y la banda sonora no está mal, lo cierto es que el resto de apartados acaban por dejar al título en un mal lugar, alejado de las obras anteriores del estudio. A pesar de que solo cuenta con doblaje en inglés, el título se encuentra subtitulado en español, por lo que se puede jugar sin problema alguno relacionado con el idioma. Sobre la versión de Switch, a pesar de contar con el extra de poder jugar en cualquier lugar, lo cierto es que se trata de una versión peor que el resto, con un apartado gráfico más flojo y ciertos errores destacables. A pesar de todo, si os gustan las aventuras de terror y las obras de Lovecraft no me cabe duda de que os encontraréis con un título que, gracias a su historia, terminará por gustaros.

Análisis - The Sinking City

Distribuidora: Bigben Studios

Version analizada: Switch

Sinopsis: Medio sumergida, Oakmont está bajo el yugo de fuerzas sobrenaturales. Tú eres un detective y tienes que descubrir la verdad sobre lo que ha tomado posesión de la ciudad... y de las mentes de sus habitantes.

  • 9/10
    Historia - 9/10
  • 6/10
    Jugabilidad - 6/10
  • 5/10
    Gráficos - 5/10
  • 6/10
    Sonido - 6/10
6.5/10

ToniJoestar

Futuro periodista andaluz con ganas de comerse el mundo. Me gusta el buen cine, los videojuegos, la música y la pizza.

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This
X