Fecha de Lanzamiento
10/09/2021
Distribuidora
Bandai Namco
Plataformas
PlayStation 5, Xbox Series, PlayStation 4, Xbox One y PC
Versión Analizada
Steam
Hace muchos años, cuando comencé a interesarme por el manga, pasé por mi tienda de cómics de confianza y decidí comprar un par de tomos de alguna serie. Entre las que vi, hubo una que me resultaba familiar pero, al mismo tiempo, poco conocida: Tales of Symphonia. Me compré el primer número y lo disfruté de lo lindo, pero por azares del destino no pude continuar con el resto de tomos. Siempre tuve el interés de conocer más sobre la historia de ese manga, que al poco tiempo descubrí que era la adaptación de un videojuego. Y resulta que el videojuego era uno de los más aclamados dentro del género en el que se enmarca, el JRPG de acción. Cuando tuve ocasión me hice con el juego en PC gracias a Steam y pude satisfacer mi deseo de conocer más y más sobre esta serie. Y, sinceramente, mis expectativas fueron ampliamente superadas. Sin ser un juego perfecto, pues sufría graves problemas de ritmo hacia la mitad de su desarrollo, Tales of Symphonia ofrece una historia conmovedora que parte de ciertos tropos vistos en el género shonen (es decir, historias pensadas para adolescentes y jóvenes adultos) para ofrecer una experiencia distinta, especial, cargada de personajes inolvidables y acompañada de un sistema de combate y progresión maravillosos y adictivos y una banda sonora de las más impresionantes vistas dentro del género. Mi entrada a la serie Tales of fue de las mejores, pues pude disfrutar de una experiencia única e inolvidable que, irremediablemente, me hizo quedar encandilado con la franquicia. Es por eso que, poco después, me hice con una copia de Tales of Vesperia, que es otra maravilla que incluso perfecciona algunos de los elementos clave de Symphonia, y de Berseria, que me dejó algo más frío por su diseño de niveles y su excesiva linealidad (lo que me llevó a realizar un artículo sobre la evolución de la franquicia que podéis leer pulsando aquí). También pude disfrutar de Abyss, una de las mejores entregas de la serie que, a mi parecer, cuenta con la mejor evolución de personaje de la misma, y de Zestiria, que me demuestra que la franquicia, a día de hoy, tiene problemas.

Sin haber jugado a toda la franquicia, siento que puedo asegurar que Tales of es una de las más grandes series del género JRPG, una serie que, partiendo de una base concreta y sólida, no ha temido experimentar en distintas fases, aportando ideas y conceptos nuevos que, para bien o para mal, han moldeado la forma de la serie. Y hoy, justamente, os traigo el análisis de un título muy muy importante, ya que supone el regreso de la franquicia, la llegada de la misma a la nueva generación de consolas y, además, el nuevo salto evolutivo de la misma que, indudablemente, dará forma a las futuras entregas. Estamos hablando, por supuesto, del ansiado Tales of Arise, un título que tiene como objetivo innovar, romper los moldes y ofrecer la experiencia Tales of definitiva, mostrando además un apartado técnico de escándalo con uno de los diseños artísticos más originales y experimentales jamás vistos en una producción triple A. Tales of Arise es la gran apuesta de Bandai Namco, un título vasto y enorme que buscará dar a conocer la franquicia a todos aquellos jugadores de PS4, PS5, PC, Xbox One y Xbox Series X/S que, gracias a la nueva oleada de interés por el género derivada del lanzamiento de títulos como Dragon Quest XI, Xenoblade Chronicles o Persona 5, se han sentido atraídos por propuestas no tan conocidas. Por supuesto, del dicho al hecho hay un gran trecho, y Tales of Arise debe estar a la altura de las enormes expectativas que se han generado para lograr tal hazaña. Y ahora que por fin podemos disfrutar de este título por fin podemos responder a la pregunta: ¿Ha conseguido Bandai Namco realizar una de las mejores entregas de la franquicia con Arise, regresando a la época de esplendor de la misma? Si queréis conocer la respuesta a esta pregunta, además de mi opinión general del título, podéis hacerlo leyendo el análisis completo, que encontraréis a continuación.

Antes de pasar al análisis completo, cabe mencionar que no se hará mención a ningún hecho que pueda ser considerado spoiler. Si bien se hablará de la trama del título, no destacaré nada que pueda arruinaros la historia, por lo que podéis leer el análisis con calma y seguridad. Dicho esto, espero que os guste.

 

Una historia de dos mundos enfrentados

La historia de Tales of Arise nos traslada al decadente mundo de Dahna, una antigua tierra llena de vida y rica cultura que, en la actualidad, pervive como un lugar esclavizado durante más de 300 años cuyos habitantes sobreviven trabajando como esclavos de los habitantes de Rena, otro mundo que flota en el espacio junto a este planeta. La tecnología avanzada de la gente de Rena, junto a su capacidad para poder lanzar habilidades mágicas, hizo que la conquista del planeta Dahna fuera sencilla, dividiendo este en cinco grandes sectores dominados cada uno por un líder. En este panorama encontramos a nuestro protagonista, un joven esclavo amnésico incapaz de sentir nada de dolor conocido simplemente como “Máscara de Hierro”. Por azares del destino, durante uno de sus trabajos diarios se verá envuelto en una de las misiones de la rebelión dahniana, conociendo así a una joven chica de Rena considerada por los habitantes de ese mundo como una traidora, la enigmática Shionne, quien destaca por dañar a todo aquel que la toca debido a una extraña maldición que la tortura. A diferencia de la mayoría de los renianos, Shionne no odia a los dahnianos, teniendo como principal misión el acabar con todos los líderes que mantienen el control sobre Dahna. Ambos jóvenes deciden unirse a la rebelión y, juntos, recorrerán todo el planeta buscando acabar con la tiranía y la opresión vigentes en Dahna, y por el camino irán conociendo a distintas figuras clave que les ayudarán (habrá varios personajes que se unirán a nuestro equipo y que cuentan con unas motivaciones y unas historias maravillosas) o les harán el trayecto más complicado. Sin entrar en más detalles de la historia (solo os he contado el inicio del juego), a nivel general os puedo asegurar que la calidad de la escritura de este título es de las más elevadas de la franquicia, ofreciéndonos una historia que, si bien empieza de una forma algo lenta, poco a poco acaba construyendo una de las tramas más espectaculares, entretenidas, valientes y sorprendentes del género. Sí, sufre de problemas de ritmo al principio, algo que lleva acarreando la franquicia desde siempre, pero una vez coge carrerilla… el juego te engancha, no te suelta hasta que se acaba. Y llevaba tiempo sin sentir esto con un videojuego, ni siquiera con juegos de esta misma serie. Tampoco creáis que es una trama sencilla o poco madura: A pesar de partir de ciertas premisas algo básicas dignas de obras shonen, el juego toca una serie de temas que gozan de una profundidad absoluta, siendo tratados temas como la esclavitud o la ambición de poder de una forma absolutamente directa y sin tapujos. El tratamiento de los temas es, por tanto, uno de los puntos más cuidados y desarrollados de su maravillosa narrativa.

Y no solo el tratamiento de los temas es excelente. Bandai Namco nos ofrece con este título un tratamiento de personajes que no solo se mantiene a la altura de los grandes juegos de la serie en este aspecto (destacando la evolución de los protagonistas de Berseria y Abyss, que a mi parecer son los mejores), sino que en ciertos aspectos no temo en afirmar que encontramos un tratamiento y una evolución más real e interesante. Shione, Alphen, Rinwell, Kisara, Law… Todos tienen un desarrollo ejemplar que, si bien no inventa nada nuevo, sí que lo hace todo bien. Va sobre seguro, pero lo hace con un nivel de acierto sin precedentes. ¡Hasta he disfrutado del papel y la evolución de ciertos secundarios! Pues, aunque sí que tiran más de los arquetipos de los shonen, están realmente bien escritos y desarrollados. Así pues, el casting de personajes es maravilloso, su evolución es excepcional, y en general la historia engancha y cuenta con buenos giros y saltos… Parece ser que lo han hecho todo bien, ¿No? Pues lo cierto es que sí, en este apartado no hay nada que no me haya convencido, he salido realmente contento con todo lo que he visto. Además, ciertos elementos que me echaban para atrás se han visto fuertemente mejorados. Las escenas opcionales que en los juegos anteriores se veían de forma estática, mostrando solo la cara de los personajes, se han mejorado mucho al presentarlas como viñetas de cómic con ciertas animaciones y, todo, con el motor del juego. Esto le aporta un cierto dinamismo que le sienta de escándalo, disminuyendo la sensación de parón que ofrecían en los juegos anteriores. También me ha parecido muy superior la construcción del mundo, ya que el título desde el primer momento se centra en presentarnos unos entornos memorables y reconocibles. Y a diferencia del resto de juegos (donde los mundos, si bien eran interesantes no acababan siendo muy memorables), aquí sí que he sentido un mayor interés por conocer más sobre Dahna y Rena. En general, la narrativa de Tales of Arise es excelente, pues a pesar de ser algo conservadora en su ejecución y en ciertas ideas, no deja de realizar un excelente trabajo de construcción de la ambientación y los personajes. La historia, con sus excelentes e inesperados giros de guion, gustará tanto a los amantes del género como a los novatos en el mismo, y a estos últimos… No os preocupéis, podéis jugar perfectamente sin haber disfrutado de ninguna entrega anterior. Hay ciertos guiños, ciertos jefes opcionales (hubo concretamente uno que me emocionó muchísimo, estad atentos los fans de las maldiciones) que conectan con otras entregas, pero más allá de eso no deberíais tener muchos problemas.

 

Combates repletos de acción, añejos pero novedosos

Pasando de lleno al apartado jugable del título, cabe destacar que nos encontramos ante, como ya mencioné antes, un JRPG de acción en 3D. Partiendo de la base de los últimos juegos de la franquicia, este abandona el mundo abierto para apostar por un planteamiento mucho más lineal, con entornos semiabiertos en los que podremos encontrar ciertos secretos, ingredientes y otros tantos objetos. La exploración de los mapas es interesante, aunque sí que es cierto que se echa de menos el contar con una mayor libertad. En cualquier caso, el equipo detrás de Tales of Arise ha cumplido con creces mi mayor deseo, y es que, se ha mejorado (y no precisamente poco) el soso diseño de niveles de las últimas entregas de la serie, en las que las mazmorras no contaban con ningún desafío. Se ha conseguido con este título un mayor equilibrio entre las mazmorras antiguas y las más recientes, y aunque sigo pensando que necesitan mejorar más, me parece un muy buen paso hacia delante. En los diversos campos, montañas, llanuras y demás entornos que recorreremos podremos encontrar, además, zonas de campamento en donde podremos tener ciertas conversaciones con algún compañero (que ayudará a obtener ciertas mejoras) y donde podremos cocinar, siendo este uno de los componentes más reconocibles y clásicos de la franquicia que, en esta entrega, se ve algo perfeccionado. La variedad de recetas es enorme, algo que he disfrutado por ir descubriendo nuevos platos y los respectivos beneficios que estos otorgan. Junto a esto, se han añadido nuevos minijuegos y mecánicas que aportan una mayor profundidad y variedad al título, como la pesca y el cultivo, y es algo que se agradece mucho, pues las últimas obras de la franquicia pecaban de limitar mucho la jugabilidad, permitiendo únicamente explorar y combatir. De nuevo, considero que se podrían haber añadido más minijuegos para aportar una mayor variedad jugable, que con la enorme duración del juego es algo que le habría sentado de escándalo, pero sí que es cierto que se agradece mucho que hayan decidido arriesgarse e incluir estas opciones. También he de destacar la inclusión de los búhos, que actúan como la nueva mascota de la franquicia y que, al encontrarlos, nos otorgarán nuevos elementos cosméticos para personalizar a nuestros personajes, como colas de animales o gafas. 

Pero aunque todo esto resulta interesante, se queda muy atrás en comparación con el apartado más importante y trabajado del título, que no es otro que su excelente sistema de combate. En Tales of Arise, al igual que en la grandísima mayoría de títulos de la serie, los combates se dan al toparnos con un enemigo en el escenario, tras lo cual la acción se transporta a una arena de batalla tridimensional cuyo aspecto se adecua al escenario. En esta podremos movernos libremente para poder trazar ciertas estrategias, esquivar ciertos ataques y golpear al enemigo de la forma que queramos, teniendo una movilidad muy depurada que mejora lo visto anteriormente. Junto a los ataques normales (que se pueden realizar tanto en tierra como en el aire) y los esquives (que, realizados en el momento oportuno, permiten contraatacar al enemigo) contamos con tres espacios destinados a los ataques especiales, también conocidos como artes, que iremos desbloqueando a lo largo del juego y que nos permitirán desatar poderosos ataques que, al mismo tiempo, nos permitirán realizar combos devastadores. El desbloqueo de estos se realiza a través de la pantalla de habilidades, y es que, conforme avancemos en el juego los personajes irán ganando puntos que se podrán canjear por el desbloqueo de estas habilidades y de ciertas mejoras. Contamos con tres espacios para las habilidades de tierra y tres para las de aire, algo que me parece algo escaso debido a la enorme cantidad de habilidades con las que contamos. El sistema de progresión antes citado me ha parecido interesante y bien planteado, aunque tampoco es que invente nada nuevo. Lo que me ha gustado mucho más es la enorme diferencia que hay entre cada personaje a la hora de controlarlos, sintiéndose cada uno realmente único y distinto. ¿Te gusta más atacar a distancia, curando a los compañeros cuando sea necesario? Shionne es tu personaje. ¿Prefieres ir de frente y arriesgar tu salud a cambio de realizar devastadores combos a corta distancia? Entonces te encantará Law. Hay un buen número de modos de juego, y es genial que haya tantas opciones tan bien realizadas. El sistema de combate es, desde el primer momento, realmente divertido, tomando ciertos conceptos e ideas del campo de los hack ‘n’ slash que le sientan de escándalo. No os engaño si os digo que es uno de los sistemas de combate más pulidos y divertidos de toda la franquicia, que se siente aún más elaborado y cuidado que el de Tales of Berseria, que quizá pecaba de ser algo complicado al añadir demasiadas opciones no todo lo bien explicadas que deberían. Entre las nuevas mecánicas que presenta el título, destacamos los ataques especiales en pareja, que nos permiten desatar un enorme golpe combinado entre dos personajes; o la habilidad de Alphen para desatar el poder de cierta espada de fuego, que se utiliza al cargar algunos ataques especiales a costa de perder algo de vida. Todo esto, como os decía, le aporta al sistema de combate una profundidad enorme, digna de los mejores juegos del género. Y no digo esto en vano, pues Tales of Arise no deja de ser uno de los mejores gracias a su excelente sistema de combate, su buen diseño de escenarios y mazmorras, su potente ritmo y su cómodo manejo. Pocas veces he disfrutado tanto un juego de la franquicia.

 

¿Pintura al óleo o en acuarelas?

A nivel visual Tales of Arise atrapa desde el primer momento gracias a su innovador y carismático estilo artístico, que de forma ejemplar imita el estilo de las pinturas al óleo vanguardistas de finales del siglo XIX. Sus escenarios, dotados de una belleza sin parangón y de un detalle técnico exquisito, son algunos de los más hermosos y fascinantes que hemos visto en un videojuego, llevando el nivel artístico de la franquicia a otro nivel. Sus escenarios son maravillosos, y lo mismo ocurre con el excelente diseño de personajes, pues tanto protagonistas y antagonistas como secundarios gozan de muy buenos diseños que, gracias al genial rendimiento gráfico del título, se ven fielmente reflejados en los modelos in-game. A nivel técnico el juego se mueve de maravilla, al menos en PC, alcanzando fácilmente los 60 FPS tanto en ordenadores punteros como en otros algo más modestos. Si bien es un juego que se ve de escándalo, no es un título muy exigente, permitiendo que esté al alcance de mucha más gente. Más allá de esto, no tengo ningún fallo que destacar. No he encontrado bugs o errores notables, algo digno de elogio.

En cuanto al apartado sonoro… Dios santo, que maravilla de composiciones encontramos en este juego. Es increíble como sus melodías, de corte más orquestal y compuestas por el legendario Motoi Sakuraba (que muchos recordaréis por su inmejorable trabajo en Baten Kaitos, Golden Sun y, por supuesto, Dark Souls), dan un toque mucho más épico y ceremonial a todos los momentos del juego. Desde los viajes por las llanuras y montañas, hasta los combates, todo se siente de un nivel altísimo, y hace del juego una experiencia mucho más inmersiva y arrolladora. Por tanto, he de afirmar que nos encontramos ante la posible mejor banda sonora de toda la serie, algo que debéis experimentar por vosotros mismos. Y en cuanto al doblaje, tanto en japonés como en inglés es realmente bueno, aunque he de decir que en este último he notado ciertos problemas de sincronización con el habla de algunos personajes.

 

Conclusión: Es hora de poner fin al conflicto… De cuál es el mejor Tales of. Y parece ser que ya tenemos ganador

Tales of Arise se trata de un profundo y extenso JRPG de acción que mantiene las bases de una franquicia tan longeva y querida como Tales of, al mismo tiempo que consigue solventar los problemas de las últimas entregas ofreciendo una serie de novedades muy bien recibidas. No es un juego perfecto, y algunos cambios y conceptos no se han cumplido de la forma más adecuada (sigo echando en falta el mundo abierto), pero las cosas como son: Tales of Arise lo hace todo bien, no fallando en nada. Puede gustar más o menos su historia por tocar temas ya conocidos, pero la forma en la que los trata es maravillosa. Y sus personajes os encantarán. Personalmente he salido muy contento, y como fan de la serie me ha parecido una experiencia muy divertida y de una calidad altísima. Por ello, no puedo dejar de recomendarlo tanto a fans del género y la serie como a todo aquel interesado en la misma, siendo una obra con una muy buena curva de dificultad que os enganchará rápidamente (a pesar de que no está exenta de ciertos problemas de ritmo). Muy recomendado.

9.2
Imprescindible
">
Sinopsis
Durante 300 años, Rena ha reinado sobre Dahna, saqueando los recursos del planeta y despojando a sus habitantes de su dignidad y libertad. Nuestra historia da comienzo con dos personas, Alphen y Shionne, nacidas en mundos distintos, que buscan cambiar su destino y lograr un nuevo futuro.
Pros
Historia inolvidable repleta de personajes carismáticos que sufren de una excelente evolución
Su construcción de mundo es espectacular, de lo mejorcito de la franquicia
Su sistema de combate mejora lo ya visto anteriormente, siendo muy profundo y divertido
La banda sonora alcanza unas cuotas de calidad increíbles
El apartado artístico del título es hermoso y único, nunca había visto algo así
Contras
El juego sufre de ciertos problemas de ritmo, especialmente al inicio
No inventa nada nuevo, yendo sobre seguro en ciertos aspectos
Si no os gusta el shonen, su historia no os convencerá
escort mersin escort adana escort ankara escort bodrum escort
X