[Primeras Impresiones] Roll Player

Fecha de Lanzamiento
2022
Género
Dados
Desarrolladora
Mipmap
Distribuidora
Mipmap
Plataformas
PC
En 2016, el autor de juegos de mesa Keith Matejka, sacó un juego llamado Roll Player. En una mezcla entre el típico juego de rol con sus clases y un lanza dados clásico, Roll Player presenta unas mecánicas sencillas y muy entretenidas, válidas casi para cualquier tipo de jugador. Los desarrolladores Mipmap decidieron que este juego era demasiado bueno para quedarse en una mesa, y han adaptado el juego para que podamos jugarlo digitalmente.

Hoy os hablaremos de esta adaptación digital que ha empezado sus primeros pasos con un acceso anticipado que nos da la oportunidad de probar dos de sus modos principales.

 

La importancia de tu personaje

En Roll Player una de las partes más importantes es tu propio personaje. En este caso tenemos las mismas clases que en el juego base de mesa: Dracónido, Humano, Elfo, Orco, Mediano y Enano. Podemos elegir el que queramos o sacarlo al azar, esto determinará nuestras estadísticas iniciales. También recibiremos, al azar, dos cartas de trabajo, de las cuales elegiremos una. Ambas serán del mismo color, y cada una tendrá una habilidad especial así que elegiremos la que más nos convenga.

Después de eso nos habilitarán una «historia de fondo», donde contarán la historia de nuestro personaje, que le ha pasado hasta ahora. Esto determinará el número que necesitaremos en los dados para ganar estrellas.

Después nos ofrecerán unos dados iniciales que colocaremos donde queramos y ya podremos empezar nuestra partida.

La creación de personaje es casi la parte más importante de todo el juego, según como lo configuremos nos será más fácil o más difícil ganar, por lo que tenemos que prestar mucha atención a los detalles del mismo. Aunque, claro está, el azar tiene mucho que ver en esto.

 

Dos modos de juego

En la versión de acceso anticipado de Roll Player hemos podido probar dos modos de juego. El primero es un juego en solitario y el segundo es un «pass & play», donde pasaremos el equipo al contrincante para que juegue. Cuando el juego esté completo, tendremos también un modo multijugador, pero no sabemos mucho sobre como irá debido a que no se puede probar de momento.

En ambos modos de juego el objetivo es el mismo: tener las máximas estrellas posibles al final de la partida. En el caso de jugar solo, tendremos una serie de títulos dependiendo de cuantas estrellas saquemos, en el otro caso, debemos sacar más estrellas que nuestro contrincante para ganar.

¿Y qué son las estrellas? Como os decíamos, la configuración del personaje es importante porque determina como podemos sacar las estrellas necesarias para ganar. En nuestra hoja de personaje tendremos tres espacios diferenciados. El primero es la propia hoja de personaje donde tenemos las diferentes características por filas y en cada fila caben tres dados. En estas filas tendremos algunos espacios con colores específicos y, además, al final de las mismas, una cantidad en número  que necesitamos cumplir para que nos den esas estrellas. A parte, si usamos dados del color de nuestra clase, también recibiremos estrellas extra.

En esta hoja de personaje, cada fila se corresponde a una acción que podremos hacer o saltárnosla según nos convenga. Podremos relanzar un dado, girar a su lado contrario, conseguir descuentos a la hora de comprar cartas, etc, por lo que es una parte muy importante de la estrategia que hay que tener en cuenta.

Otra zona es la de alineación del personaje, que según donde acabe recibiremos o perderemos estrellas. Esta alineación se va cambiando cuando compramos o usamos cartas y deberemos intentar siempre acabar en positivo.

La última zona es la de cartas. Empezamos con 0 cartas y podremos comprar una al final de cada ronda, dándonos la oportunidad de usar habilidades, equiparnos armas y armaduras y ganar estrellas gracias a otras cartas. Son una parte muy importante del juego ya que pueden hacerte ganar. Normalmente la IA nos descartará una de las cartas disponibles en el modo solitario y en el modo pass, será el contrincante el que compre/descarte una carta.

En general, tenemos que estar atentos a todo lo que hay en la pantalla si queremos conseguir una buena puntuación y que todo nos salga bien. Por supuesto, siendo un juego de dados, el azar tiene mucho que ver en como desarrollamos nuestra partida, pero eso es lo divertido del juego.

 

Una adaptación fiel

A veces, cuando se adaptan juegos de mesa a digital, no se es todo lo fiel que uno querría al juego, ya que hay algunos títulos que no ofrecen esa facilidad por lo complicado de sus mecánicas. Por suerte, como las mecánicas de Roll Player son sencillas, esta adaptación va viento en popa y es totalmente fiel al juego original. Eso si, no os confiéis, aunque las mecánicas sean sencillas, conseguir una puntuación alta no lo es debido, en gran parte, al azar, pero también a las estrategias de cada jugador.

Cuando el modo multijugador esté activo podremos disfrutar aún más de todo lo que nos podrá ofrecer este título, pero desde luego ya es bastante entretenido de por si. De hecho, probar este juego en digital ha hecho que quiera comprarme la versión de mesa, así que hace un trabajo espléndido a pesar de ser un acceso anticipado.

 

En general, Roll Player dará a los jugadores una experiencia muy parecida al juego de mesa, por lo que es perfecto si tienes preferencia por lo digital o si quieres jugar con amigos tanto en la misma habitación con el pass & play, o a distancia cuando salga el modo multijugador.

X