[Análisis] Judgment

0 Flares 0 Flares ×

No siempre es sencillo dar comienzo a un texto, de hecho, para mi es la parte más complicada del proceso, puesto que una vez que arranca el motor, generalmente el resto de las palabras van llegando solas. Es posible que recordéis que mi primer contacto con Ryu ga Gotoku Studio (padres de la saga Yakuza) fue justamente jugando a Yakuza Kiwami 2 para una review de este… ¡Y menuda sorpresa! El juego superó todas mis expectativas y más importante todavía, me descubrió un nuevo y fantástico mundo, vibrante y lleno de yakuzas y neones, Kamurocho; junto a este, un clan, una nueva familia a la que seguir, los Tojo; finalmente, un nombre propio, un protagonista duro de aspecto, pero de buen corazón, Goro Maji… digo, Kazuma Kiryu.

¿Por qué os suelto este primer párrafo? Bueno, aunque alguno pueda pensar que mi única intención es rellenar palabras, creedme, no es eso (dadme un voto de confianza, joder). Lo que quiero decir con esto, es que hasta hace apenas un año (el mes que viene será mi primer yakuza-aniversario) esta franquicia era casi completamente desconocida para mi… y sí, a mi también me describieron en alguna ocasión esta franquicia como una especie de intento de GTA chino venido a menos. ¡Que error! Pero no fue hasta que me decidí a entrar por mi mismo a la aventura cuando descubrí todas las virtudes que me esperaban en la serie Yakuza.

En cualquier caso y sin intención de seguir desvariando por mi parte, hoy no os vengo a hablar de Yakuza, aunque si del nuevo título de Ryu ga Gotoku, Judgment, que llega al mercado occidental varios meses después del olvidable lanzamiento de Fist of the North Star: Lost Paradise (del que, por cierto, la inspiración en Yakuza era más que palpable en muchos aspectos). Hay varios datos de interés en relación a esta nueva IP, el primero es la polémica en relación al actor de Hamura, Pierre Taki, que tras verse envuelto en un escándalo relacionado con las drogas (irónico sabiendo que prestaba su papel a un yakuza), llevó a Sega a retirar del mercado el juego hasta que el actor fuese sustituido completamente. Otro, más relevante al ser nosotros hispanohablantes, es que Sega haya decidido subtitular el juego al castellano, algo que se antojaba poco menos que utópico cuando la compañía nipona lo anunció. ¿Habrá funcionado el cambio de enfoque? Os cuento mis impresiones al respecto.

 

Buscando la verdad

Si los Yakuza brillan por su fantástica narrativa cargada de historias llenas de humor, emoción y crudeza; conjugadas con un elenco espectacular de personajes principales y secundarios (que bien podrían dar lugar en el futuro a spin-offs tremendamente interesantes), con Judgment os adelanto que vuelve para manifestarse como uno de sus puntos fuertes.

 

Yagami Takayuki es un antiguo abogado defensor que tras un polémico caso que terminó en indulto para su cliente, decide abandonar la profesión para dedicarse a ser detective privado en Kamurocho. Kamurocho ha sido testigo de varios crímenes violentos, y uno de ellos salpica directamente a Hamura Kyohei, capitán del clan Matsugane (familia subsidiaria del ilustre clan Tojo), que es culpado de ser el presunto asesino.

En este contexto, es cuando Hamura recurre al compañero de Yagami, el abogado Shintani Masamichi, para que se ocupe de su defensa. Yagami hará lo propio recabando pruebas del día del asesinato, consiguiendo así finalmente que Hamura sea declarado inocente de dicho asesinato. Por su parte, Yagami tiene serias dudas sobre el caso y sospecha que Hamura tiene conexiones con el asesino real (al que apodarán por el sobrenombre de “El Topo”), por lo que decide continuar la investigación por su cuenta aunque el caso haya finalizado.

Aunque probablemente ya lo hayáis supuesto, esta decisión llevará a nuestro intrépido detective por senderos complicados que le pondrán a él y sus conocidos en peligro constantemente. Nunca es aconsejable meter las narices en temas truculentos donde se mezclan asesinatos y yakuzas, puesto que los implicados harán todo lo que esté en su mano para evitar que sea investigado. El caso, es que puede que la yakuza no sea el mayor de nuestros problemas…

Me gustaría hablar más largo y tendido sobre la historia de Judgment, pero me es imposible seguir sin incurrir en spoilers, por lo que voy a leer únicamente hasta aquí, puesto que sería tremendamente imprudente por mi parte proporcionar datos de más que pueda fastidiaros una experiencia que, desde mi humilde punto de vista, debéis vivir y disfrutar en primera persona, ya que merece la pena.

 

La historia, además de plantearse de forma interesante, logrando así mantenernos expectantes durante varios capítulos, dispone de un maravilloso elenco de personajes tanto principales como secundarios, que son poco menos que memorables. Si hay algo que aprecio en gran medida de este estudio, es su trabajo a la hora de construir personajes de Judgment, intentando no caer en vagos maniqueísmos, presentando muchos matices grises de por medio, mostrando las motivaciones, el pasado, qué ha llevado a cada personaje a tomar la decisión que ha tomado, pudiendo incluso empatizar con algunos de los “malos” de la historia. ¿Justifica el fin los medios? No lo creo, pero no dejamos de ser seres sociales y sintientes, capaces de entender al otro, y esto es algo que el estudio nipón entiende y explota bien en esta obra.

 

Combate

En lo tocante al plano jugable son muchas las similitudes con la franquicia de Ryu ga Gotoku. Al refinado sistema de combate que tanto apreciamos los fans de Yakuza, se le suma la ya habitual exploración por los entornos de Kamurocho y las horas y horas de contenido extra en forma de minijuegos y sidequests. No obstante, ahora nuestro papel no es el de un yakuza, sino el de un detective privado, y por ende, se suma un abanico de posibilidades necesarias para realizar las investigaciones pertinentes a cada caso.

Pasaréis buena parte de vuestro tiempo dando y recibiendo puñetazos por las calles de Kamurocho. En este sentido, Yagami dispone de dos tipos de poses de combate diferentes, la Grulla y el Tigre, cada estilo tiene un enfoque diferente, dependiendo de si nos enfrentamos a un único enemigo o a un grupo numeroso de ellos.

 

Al útil mobiliario callejero que nos salvará y agilizará todo bastante (benditas bicicletas), los ocasiones quick time events y los espectaculares y dañiños Heat Action (todo hasta aquí presente en Yakuza), se suma una novedad a la que es importante prestar atención, las heridas mortales, que son causadas por ataques potenciados de enemigos y armas. Además de la consiguiente bajada de salud y el aturdimiento de siempre, se suma la problemática de perder un fragmento de la barra de vitalidad de forma permanente hasta que hagamos uso de un botiquín o los servicios de un médico.

 

Investigación

Aunque nadie niega que repartir estopa es de lo más entretenido, el foco principal de Judgment está sobre todo en lo relacionado con la investigación. Yagami puede buscar pruebas en diversos escenarios mediante búsquedas rápidas de diversos elementos, así como interrogar testigos y sospechosos, ayudándonos mediante la toma de decisiones en las conversaciones o enseñando pruebas que ayuden a sostener nuestra hipótesis/sonsacar información. Elegir de forma inteligente nos proveerá con algunos puntos que pueden ser usados para mejorar habilidades de Yagami, no obstante, fallar tampoco nos penaliza de forma alguna.

Por otro lado, Yagami tendrá que hacer uso de su envidiable forma física también para correr, puesto que en más de una ocasión tendremos que perseguir a sospechosos por las calles de Kamurocho, en una suerte de minijuego de quick time events donde fallar puede suponer perderle la pista al objetivo… y hablando de sospechosos, seguirlos a cierta distancia mientras nos escondemos y pasamos desapercibidos será otro de los trabajos habituales a los que tenga que hacer frente nuestro detective privado. Además, es común que haya que tirar de móvil y hacer una foto con una serie de condiciones.

 

Entre las variopintas posibilidades de las que dispone Yagami en su ardua búsqueda de la verdad, está el forzar cerraduras con alambres y ganzúas, o incluso, el disfrazarse para evitar ser reconocido (algo que en determinadas misiones puede dar lugar a situaciones bastante surrealistas en base a nuestras decisiones). Aunque probablemente, uno de los recursos más interesantes sea el dron, que se puede utilizar para echar un vistazo aéreo cuando así lo demande la situación.

 

Entretenimiento y secundarias

Si de por si con sus pilares basados en el combate y la investigación, Judgment ya ofrece mecánicas divertidas y de calidad, con una historia principal que puede tomar entre 26-30 horas (27 :30 en mi caso) el contenido extra como viene siendo ya mandatario en la franquicia Yakuza, está presente para que extendamos nuestra estancia en Kamurocho lo máximo posible.

A las habituales salones llenos de recreativas y máquinas de UFOs, se le suma la maravillosa versión recreativa de House of the Dead basada en Kamurocho, así como el propio pinball de la oficina de Yagami creado con Unity, o una especie de juego de la Oca en VR. ¿Sois amantes de los gatos? Hay una misión de fotografiar a varias razas dispersas por Kamurocho. ¿Os ha sonado bien lo de pilotar un dron? Pues no os preocupéis, ya que además de pilotarlo para espiar, también se puede personalizar con piezas y usarlo en carreras.

 

¿Y qué pasa con las misiones secundarias? Pues nuevamente, las hay y en cantidad. Estas microhistorias son de los más variopintas en cuanto a situaciones y personajes, por lo que no dudéis en hacerlas, ya que además de ganar algo de dinero, obtenemos una mejor amistad con la gente (hay medidores de amistad) y seamos francos, ¿quién no disfruta aprovechando la ayuda del cocinero de ramen cuando este te lanza unos palillos a Yagami para ayudarle en el combate? Y es que, si el medidor de amistad está al máximo, esa persona puede echarnos un cable en los Heat Action siempre y cuando esté cerca.

 

Un apartado audiovisual de escándalo

Al igual que Yakuza Kiwami 2 y Yakuza 6: The Song of Life, Judgment hace uso del fantástico motor gráfico del estudio, el Dragon Engine, que ya dejó unos resultados asombrosos en los dos juegos mencionados. Kamurocho es un hermoso distrito lleno de bullicio, con gente yendo y viniendo, un montón de locales que visitar, así como gran cantidad de luces en forma de neones y ruido.

El realismo que impregna a los diseños de los personajes es sin duda una de las cosas que más aprecio del trabajo de Ryu ga Gotoku Studio. El trabajo de caracterización de los personajes para que se asimilen al actor que presta su rostro y su voz, está a un nivel sobresaliente, y dota a sus personajes de un realismo pocas veces visto en la industria. Cada uno de ellos es especial y único. El grado de detalle es casi enfermizo, pudiendo ver en cada cara de forma clara los poros, arrugas, cicatrices, etc. (Para los que os lo estáis preguntando, sí, la comida sigue teniendo la misma buena pinta de siempre)

 

La banda sonora está bien surtida en cuanto a géneros, con más de 60 temas y varias horas de calidad, que conforman un regalo auditivo con algunas músicas memorables. Entre los compositores que han dado vida a las hermosas piezas que forman la banda sonora, está Hidenori Shoji, viejo conocido de la franquicia Yakuza, que ha contado con la ayuda de Yuri Fukuda y Saori Yoshida, Asimismo, es imposible no destacar la hermosa música de la cinemática de apertura, que corre a cargo del grupo nipón ALEXANDROS.

Las actuaciones de voz originales en japonés son soberbias, aunque tampoco es de extrañar, ya que si alguna vez os dejáis caer por el canal oficial de YouTube del estudio japonés, podréis ver la pasión que ponen los actores a la hora de dar vida a los personajes. Algo que me ha llamado la atención bastante, es que los personajes extranjeros que hablan japonés en Judgment, tengan acento, algo que aunque puede parecer trivial, le da más credibilidad en su conjunto. En esta ocasión, además, el título está íntegramente traducido al castellano, un esfuerzo que es digno de aplaudir (más sabiendo que con los Yakuza no hemos tenido esa suerte) y que parece que Sega mantendrá por ahora en futuros juegos. Otra cosa que aprecio en la traducción, es que se hayan mantenido algunos términos propiamente japoneses, como sensei o aniki, por ejemplo.

 

Conclusión

Judgment es una obra maestra, con una historia y unos personajes muy interesantes, y un sistema de combate divertido basado en lo visto en Yakuza al que se suma un abanico de mecánicas ligadas a la investigación. Si a esto le sumas que el acabado audiovisual es sencillamente impecable, estamos hablando del que podría ser el título del verano o incluso del año para muchos.

¿Has jugado a la franquicia Yakuza? Entonces disfrutarás de este spin-off. ¿No has tenido la ocasión de probar la saga de Ryu ga Gotoku? Judgment es la oportunidad perfecta para iniciarse en este mundillo de yakuzas de la mano de Yagami, y probar un poco de lo que te espera junto a nuestro querido Kiryu en la saga principal.

Análisis - Judgment

Distribuidora: Koch Media

Sinopsis: De mano de los creadores de la aclamada saga Yakuza, llega Judgement, que narra la cruda historia de Takayuki Yagami, un abogado caído en desgracia que busca la redención. Su pasado le persigue, pero él sigue luchando como detective privado y se abre paso por la red criminal de Kamurocho para investigar una serie de macabros asesinatos. En este thriller psicológico, el equilibrio entre la justicia y la clemencia se tambalea. Rastrea a los sospechosos, descubre pistas y lleva pruebas al juzgado. Pero tendrás que tener cuidado con los oscuros personajes que acechan tras cada esquina. ¿Podrás distinguir si alguien es amigo o enemigo? Sácales el mayor partido a dos estilos de lucha únicos para derrotar a tus adversarios en encuentros electrizantes. El misterio que lo envuelve te mantendrá alerta durante todo el juego gracias a sus secuencias de combate y giros cinemáticos dignos de Hollywood.

  • 9/10
    Historia - 9/10
  • 9/10
    Jugabilidad - 9/10
  • 9/10
    Gráficos - 9/10
  • 9/10
    Sonido - 9/10
9.0/10

Kalas

Veterano en esto de escribir sobre videojuegos, pero un día me cansé y decidí fundar mi propia web. No soy amante de las marcas, sino de los buenos juegos, aunque Nintendo ha estado muy presente en mi infancia. Sobrevivo en mi lucha por convertirme en un especialista en Asia Oriental.

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This
X