Fecha de Lanzamiento
15/10/2021
Distribuidora
PLAYISM
Plataformas
PlayStation 4, Xbox One, Nintendo Switch y PC
Versión Analizada
Steam
Hace ya varios años hubo un curioso título semi-independiente que llamó la atención de muchos jugadores de Xbox 360 por su interesantísima propuesta y su debatible presentación. Este no era, ni más ni menos, que Deadly Premonition, título de investigación y terror sobrenatural que suponía una vuelta de tuerca a los juegos de mundo abierto al mismo tiempo que proponía un curioso acercamiento del creativo japonés al oscuro mundo del cine de David Lynch, y más concretamente, a su serie Twin Peaks, presentando como protagonista a un curioso agente del FBI adicto al café en un caso que le llevaría a investigar un misterioso asesinato en un idílico pero oscuro pueblecito estadounidense. Sin embargo, el título no consiguió el éxito merecido debido a su pobre apartado gráfico, que se quedaba una generación atrás de lo que había en ese entonces. Y lo mismo le ocurrió a su secuela, lanzada recientemente en Nintendo Switch (y cuyo análisis podéis leer pulsando aquí). Con títulos de culto de la talla de D4 o el genial The Missing, el excéntrico y cercano Swery se ha coronado como uno de los maestros del videojuego de culto nipón, estando cerca de gigantes de la talla de Suda51. Ser un creativo de culto es todo un privilegio, pero plantea algunos problemas: Por ejemplo, la financiación de los proyectos puede ser realmente caótica… Y eso es lo que ocurrió con el proyecto más ansiado del creativo japonés, que curiosamente es el título que hoy tengo el placer de analizar: The Good Life.

¿Qué fue lo que ocurrió con este título? Habiendo sido planeado desde hace ya bastantes años, el bueno de Suehiro buscó por activa y por pasiva la financiación del título, pero ante las bajas ventas de sus otros juegos esto fue en vano. Así, tuvo que recurrir a la financiación via crowdfunding a través de Kickstarter, donde se consiguieron superar las expectativas de recaudación, alcanzando la friolera de 600.000 €. Tras más de tres años en planeamiento y desarrollo, The Good Life se volvió una realidad que se lanzó, casi por sorpresa, el 15 de octubre en las plataformas de actual generación y PC. Alejándose de las propuestas y el tono de sus obras anteriores, aunque manteniendo el misterio y suspense que tanto caracterizan a sus juegos, ¿está The Good Life a la altura de las expectativas, o supone un bajón de calidad? ¿Qué tal funciona a nivel técnico? ¿Es divertido transformarse en animal? A las dos primeras preguntas solo os responderé en el análisis completo, por lo que os tocará investigar leyéndolo, mientras que a la tercera sí que os responderé ya: ¡sí que es muy divertido! Sea como sea, podéis leer el análisis completo a continuación.

 

¡Bienvenidos a Rainy Woods!

La historia de The Good Life nos pone en la piel de Naomi Hayward, una fotoperiodista endeudada que, por azares del destino, decide huir de la vida en la ciudad hasta el idílico pueblecito británico de Rainy Woods, una aldea conocida por ser «el lugar más feliz del mundo» en la que buscará descubrir sus misterios más oscuros para destaparlos, obtener dinero y reconocimiento, y poder así pagar todas sus deudas. Sin embargo, nada más llegar a este le avisan de que no salga de noche, pues algo terrible podría sucederle. Naomi, como buena investigadora, decide salir y acaba conociendo a una bruja, a quien ayuda hasta que se desmaya y se despierta… ¡Convertida en un gato! Pudiendo cambiar de forma, Naomi deberá esclarecer la verdad tras tan idílico lugar, al mismo tiempo que consigue el dinero que necesita tan urgentemente. La historia, como ya nos viene acostumbrando el bueno de Swery, no solo es interesante, sino que se va desenvolviendo como la seda, presentándonos más y más misterios en los que se verán envueltos un curioso y simpático casting de personajes que está a la altura de las consecuencias. El tono de la obra es, en general, mucho más afable y simpático que el del resto de su obra, haciendo que de primeras nos encontremos posiblemente ante su título más atractivo para el público general. Eso sí, no os dejéis engañar: Que el tono sea apto para todos los públicos no significa que no trate temas más serios y controversiales, haciéndolo de buena manera. El tono del juego me ha resultado un acierto, casando perfectamente tanto con la idea del pueblo idílico como con ciertos componentes jugables. También es interesante el planteamiento de su narrativa, que no es del todo lineal y nos permite en todo momento desarrollar actividades del día a día y actividades secundarias mientras dejamos en pausa la investigación principal. Nos encontramos ante un juego relajado que, sin dejar a un lado la calidad de su historia principal, nos permite disfrutar de otras actividades menores, siendo este uno de sus mejores puntos.

Como ya os mencionaba, el juego tiene un elenco de personajes enorme y muy variado, que nos resultarán peculiares y muy reconocibles desde el primer momento. Naomi, la protagonista, me ha gustado bastante y cuenta con una evolución curiosa y simpaticona que, sin ser la mejor vista dentro del género, sí que resulta satisfactoria e interesante. El pueblo es acogedor, y a pesar de que su mundo abierto está tristemente vacío (ya hablaremos de eso más adelante, en la sección de jugabilidad), sí que es cierto que desde las primeras horas de juego nos acabaremos sintiendo como en casa recorriendo sus calles y accediendo a sus icónicas tiendas y casas. Ocurre lo mismo que en el resto de obras de Swery: Nos encontramos ante un elenco de personajes efectivo y variopinto, envueltos dentro de un lugar icónico y acogedor que llama a ser explorado, al mismo tiempo que nos atrapa su interesante historia. Sin embargo, sí que se echa en falta una traducción al español, pues el juego cuenta con una enorme cantidad de líneas de diálogo y descripciones que solo se encuentran en inglés y en japonés, por lo que si el idioma supone una barrera para vosotros… Quizá queráis esperar a una traducción oficial (o fan).

 

Buscando hasta el más oscuro de los misterios

A nivel jugable The Good Life se presenta como una aventura de investigación con toques de RPG, al más puro estilo de Deadly Premonition o Shenmue, teniendo como principal interés la exploración e investigación de los principales misterios del pueblo mediante el uso de la cámara y de la palabra. Como fotoperiodista, Naomi podrá ganar algo de dinero mediante el uso de la cámara, aceptando ciertos trabajos secundarios que la llevarán a capturar algunas de las postales más curiosas del pueblo. Pero esta no solo servirá para ese propósito, pues la cámara también nos permitirá descubrir ciertos secretos y nos ayudará a desenmascarar algunos de los mayores enigmas del título. Más allá de esto, Naomi contará con un botón para correr (que dependerá de una barra de estamina), otro para andar saltando y otro para pegar una patada, limitando bastante las opciones que tenemos a la hora de movernos. Lo cierto es que el control de la protagonista en su forma humana es bastante tosco y limitado, y me habría gustado algo más de libertad de movimiento y una mayor variedad de acciones. Esto se solventa, en parte, con las formas animales, pues tanto en la forma de gato como de perro tendremos ciertas habilidades extras que nos permitirán desentrañar la verdad. Así, como gato podremos escalar ciertas paredes, mientras que como perro podremos hacer uso del olfato. De nuevo, echo en falta algo más de variedad, pero al menos la posibilidad de alternar entre las tres formas es bastante divertido (y el transformarse en animal hace que sea más ameno ir a cualquier punto de la zona, pues va más rápido). La vertiente de misterio e investigación del título está muy bien llevada, dejando una cierta libertad al jugador que, desde primer momento, deberá buscar por la ciudad los enigmas ocultos sin ningún tipo de pista. Eso me ha gustado bastante, a pesar de que en ciertas secciones hay una «sobreseñalización» de los objetivos que, si bien podrá gustar a los más despistados, quizá a los amantes de los misterios puede acabar decepcionándolos.

El juego también tiene un marcado componente de simulación, y Naomi contará con distintas barras de carga de salud, hambre y resistencia, entre otras. El juego permite prescindir de los misterios para que el jugador se centre el desarrollo de la vida diaria, pudiendo cultivar alimento, criar ganado, cumplir misiones dadas por los habitantes y demás. Esto añade una profundidad que no se había visto en otras obras del creativo japonés, y aunque creo que podría haber dado mucho más de si, agradezco mucho la inclusión de esto, ya que permite observar el título con otros ojos, aumentando su duración considerablemente. El problema del juego lo encuentro, principalmente, en el ritmo de las misiones, pues siempre se basan en lo mismo (ir de un punto A a un punto B, interactuar con ciertos elementos y poco más) sin ningún tipo de cambios, haciéndolo todo realmente repetitivo. El juego puede llegar a cansar si no nos sumergimos de lleno en su propuesta, pues ideas como el tener que esperar a ciertas horas para empezar una misión se sienten algo desfasadas. Nos encontramos, indudablemente, ante un juego muy ambicioso que no termina de presentar adecuadamente todos los sistemas que quiere plantear, ya sea por la falta de profundidad de los mismos o por la ausencia de mejoras «quality of life» que se han ido añadiendo en los últimos años en otros títulos del estilo. La premisa es buena, y tiene elementos jugables muy interesantes, pero le falta mucha innovación y se resiente especialmente por su ritmo.

 

¡Un pueblo muy animado!

A nivel visual este título se aleja mucho del corte más realista de las obras anteriores de Swery, presentándonos un aspecto visual mucho más cercano al cómic y/o a los dibujos animados, con unas líneas rectas muy marcadas tanto en los personajes como en los escenarios. El diseño de personajes me ha parecido muy convincente, y la verdad es que funciona a las mil maravillas, permitiendo diferenciar a cualquier personaje desde el primer momento por ciertos elementos incluidos en su diseño. El pueblo también cuenta con un diseño precioso que llama bastante la atención, pero el problema lo encontramos en el apartado gráfico, que es ciertamente pobre y no está a la altura de lo visto en la actual generación de consolas, con unos fondos pobres y unos marcados dientes de sierra. Al ser un juego de Kickstarter esto se puede entender, teniendo además en cuenta que su genial apartado artístico hace que todo se vea algo más bonito. Eso sí, a nivel técnico el juego funciona bastante bien, y no he tenido los problemas que he podido encontrar con los juegos anteriores del bueno de Suehiro.

Por otro lado, a nivel sonoro el juego me ha dejado algo más frío, contando con una serie de composiciones que cumplen pero que ni sorprenden ni son memorables. No es la mejor banda sonora del estudio, convenciéndome más la de su obra anterior, pero tampoco es aborrecible; Simplemente cumple con su cometido, pero no tiene un nivel destacable. El doblaje es simpático, resultón y ya, y le ocurre como a la banda sonora, que cumple y funciona pero no destaca.

 

Conclusión: Una investigación a medias

The Good Life se trata de un curioso y pequeño título de aventuras, misterio y simulación que busca mezclar una enorme variedad de ideas y sistemas pero que se queda a medio camino a la hora de ponerlos en práctica, teniendo un ritmo irregular y una muy poca profundidad en su jugabilidad. Sin embargo, que eso no tape la genial historia que plantea, que además nos presenta un entorno conmovedor y un genial casting de personajes dentro de un genial estilo artístico que le da una personalidad única al juego. The Good Life es un juego que se siente algo obsoleto, y que requiere de ciertas mejoras, pero que indudablemente gustará a los fans del género y de los títulos del bueno de Swery. 

6
Aceptable
">
Sinopsis
¡Disfruta del día a día en un idílico pueblo al mismo tiempo que resuelves un caso de asesinato en Rainy Woods (considerado como "el pueblo más feliz del mundo" ) en el nuevo título de White Owls y Swery65, enmarcado dentro del subgénero del "RPG de pago de deudas"!
Pros
Historia interesante y atrapante, con un genial elenco de personajes y una genial ambientación
La posibilidad de cambiar de forma es genial
Su apartado artístico es icónico y original
Contras
Hay una clara falta de profundidad en sus apartados jugables, y se echan en falta ciertas mejoras
Su apartado sonoro es olvidable
Nos llega en inglés
escort mersin escort adana escort ankara escort bodrum escort
X